rss
email
twitter
facebook

viernes, 4 de julio de 2014

Las mujeres afirman que no hay hombres.


por: The Other

Constantemente, escucho a mujeres de todas las edades repetir esta frase: "No hay hombres". Por ejemplo, hace unos días me encontré con mi amiga Erika, ella es una persona que sabe escuchar, por eso siento una gran afinidad con ella. La mayoría de las personas no escuchan, porque tienen miedo de lo que pueden oír. Erika siempre tiene palabras de apoyo cuando hay que superar obstáculos.

Alrededor de las siete de la tarde acompañe a Erika a su lugar de trabajo, donde dirige un grupo de unos siete jóvenes entusiastas. Pasamos unos minutos hablando en susurros para no molestar a los jóvenes trabajadores. Reímos un poco y compartimos experiencias: ella había terminado una relación hace algún tiempo y pasaba por una etapa de dedicarse a ella misma; y aun que tal vez ya estaba lista para iniciar una nueva relación, era difícil lograrlo pues no había hombres, se quejaba. Apenas uno que recién había conocido parecía sobresalir de entre la multitud y tener lo que ella buscaba para su felicidad, comentó.

Yo quería decirle que lo que buscaba estaba en otro sitio, pero nunca llegué a hacerlo; estaba tan llena de optimismo y mostraba tanta fe en que tal vez ese nuevo hombre era lo que buscaba.

No era la primera vez que oía algo así, y sabía que esa es la opinión común entre muchas mujeres. Esa es la deprimente dinámica mientras que nosotros nos hemos alejado cada vez más de nuestra masculinidad. Pero en este post no voy a analizar el por que las mujeres dicen que no hay hombres, las teorías son infinitas. Ni tampoco voy a intentar derribar ese mito. Este post va dirigido a mis congéneres masculinos, a reafirmar lo que ya traemos dentro: nuestra masculinidad.

Le hemos dado la espalda a nuestra masculinidad mientras que la energía de las mujeres para tomar sus decisiones aumenta, y eso es bueno, es genial. Pero mientras ellas dicen que ya nadie nos necesita ni para formar una familia nosotros caemos en un estado de limbo permanente en el que ya no nos interesa crecer, es más divertido tomarse otra cerveza. Lo peligroso es que esta postura pasiva tiene un efecto depresor sobre la moral, de la misma manera en que permanecer mucho tiempo en lugar te baja el ánimo.

Pero siempre hay, ineludiblemente, unos cuantos que revelan lo contrario: una cualidad de carácter, un elemento que deja ver la esencia de masculinidad. Y Siempre cabe la posibilidad de contrarrestar la dinámica con acciones. Grandes palabras y promesas no significan nada; lo único que pesan son los actos. Por duro que parezca solo así se llega a ser auténtico. Sólo con tus actos puedes demostrar lo que vales. Le dirán a la gente quien eres. En esto solo queda emprender maniobras, lejos de tomarse tan a pecho la opinión de no que hay hombres ni preocuparte demasiado por tu ego y reputación.

Sin perder tiempo y para evitar que siga mermando tu masculinidad, se debilite tu imagen y te vuelvas más predecible, trabaja en las cualidades de tu carácter, deja de temer el tomar decisiones difíciles; antes bien, disfruta de esa responsabilidad. Ponte al frente, ya sea en la oficina o en lo que para ti sea tu campo de batalla, y quiero aclarar que no necesitas gritar, quejarte y forzar a la gente, más bien impulsa con tu osadía.

Para nuestros antepasados masculinos era importante ganar gloria y honor. Debes tener metas y objetivos a largo plazo, y como hombre encontrar la fuerza y motivación necesarias cuando las miles de distracciones e interrupciones parezcan desviarte de tu curso. Debes personificar una causa temerariamente, mejor aún, ser un ejemplo viviente de esa causa. Podría ser política, ética o progresista.

Obligándote a iniciar nuevos proyectos (conquistar otros dominios) tendrás un ritmo más activo y vivaz, incluso te recuperaras una pizca de agresividad al adelantar medidas contra posibles peligros en el horizonte. Esto ultimo es útil pues es un rasgo masculino el cuidar y proteger a los tuyos.

Un hombre debe ser un autor, una persona que crea y aporta. Puede ser cualquier cosa, lo importante es que se aporte algo: fuego, hogares, una obra de arte, una nueva forma de operar en el mundo, tecnología o nuevos valores. Esto es precisamente por lo que somos importantes, pues la salud de una sociedad depende de quienes infunden, crean y aportan esas innovaciones y ni que decir si hablamos de defensa.

Cuida más de ti mismo. Todos sabemos que el ejercicio físico mejora y mantiene la salud y el bienestar de la persona. Sin importar la razón por la que se lleve a cabo (fortalecimiento muscular, mejora del sistema cardiovascular, pérdida de grasa o mantenimiento, deporte o como actividad recreativa) eso ya depende de cada quien, recuerda: si no te ejercitas te vuelves flojo y, lo que es peor, débil por falta de actividad.

Tanto como puedas entra en contacto con la naturaleza, y no con la finalidad de relajarte o desconectarte, si no más bien, con la finalidad de dominar el entorno y así encontrarte y dominarte a ti mismo. Nada te dará más poder, energía e inspiración que la naturaleza.

Y hay más cosas por hacer, algunas tan simples como salir de la casa paterna y otras como crear pequeños imperios. Yo también me encuentro trabajando en todo esto, por eso continuaré en próximos post.

Mujeres, espero que alguna vez encuentren a un hombre normal.

Evoluciona o muere!

Aviso: Les invito a un nuevo grupo de facebook llamado “Lectura, escritura & pasión” el objetivo de este grupo es el fomento a la lectura y escritura. Se permite intercambiar, recomendar y debatir libros. Y lo más importante: puedes hacer uso de ese espacio para mostrar y compartir lo que tu escribes. Aquí dejo el enlace: 
https://www.facebook.com/groups/821577231187775/

Agrégate a facebook de Evoluciona o Muere! y da “Me Gusta” para estar en contacto y te mantengas informado de las actualizaciones, así también hazte seguidor del blog en la columna derecha. Y si alguien desea agregarme como amigo en mi cuenta de facebook estándar siéntase libre de hacerlo.
Giovanni Ramírez (The Other) creo y edito el texto para este post usando LibreOffice 4.2 en una computadora con Sistema Operativo Ubuntu

Imagen del post en dominio público, por deseo expreso del autor, por DiegoMonserrat, Origen: http://pixabay.com/es/mujer-desnuda-pose-er%C3%B3tico-amor-188160/

6 comentarios:

Cova dijo...

Muy buena entrada, me ha encantado jajaja pero... ¿que has querido decir con eso de que encontremos a un hombre normal? bueno saludos. Te he mandado el enlace a mi blog para que lo visites y me dejes tu opinión.

Cova dijo...

Muy buena entrada, me ha encantado jajaja pero... ¿que has querido decir con eso de que encontremos a un hombre normal? bueno te mando un saludo Giovanni y te he mandado la dirección de mi blog para que lo visites y me dejes tu opinión.

Cova dijo...

Muy buena entrada, me ha encantado jajaja pero... ¿que has querido decir con eso de que encontremos a un hombre normal? bueno te mando un saludo Giovanni y te he mandado la dirección de mi blog para que lo visites y me dejes tu opinión.

The Other dijo...

Gracias Cova por tus comentarios, me estaré dando una vuelta por tu blog. Saludos!

Fernanda Astete dijo...

interesante

Creepy7 dijo...

Muy interesante