rss
email
twitter
facebook

martes, 6 de marzo de 2012

Crea tus propias frases de entrada para acercarte a las mujeres.

por: The Other
 (Publicado originalmente en la primera versión de Evoluciona o Muere! A finales del 2008).

[…corre el año 2007…] Acompañe a un amigo a realizar un odioso trámite, si hay algo yo realmente odio en la vida es realizar trámites y papeleos, sobre todo cuando tienes que esperar un millón de años a que un notario se digne a poner su insignificante firma y encima le tengas que pagar. En esa sala de espera iluminada por una tenue luz, no pude evitar fijarme en una atractiva veinteañera. Era alta y delgada. Me atraen las mujeres delgadas, me resultan muy excitantes. Desde donde yo estaba sentado podía ver como su delicada figura bajaba y subía unas escaleras de metal en color verde cada tres minutos aproximadamente.

Evidentemente ella era más alta que yo. Al ser un lugar donde a diario pasa mucha gente que termina con mal humor debido a tomar turnos y esperar, era improbable que su mirada se postrara en mí. Siempre es mejor cuando son ellas quienes dan el primer paso, pero eso no me sucedía desde segundo de secundaria (que aquí en México se cursa entre los 12 y 13 años de edad). Esos días en los que ella te coge de la mano y te lleva jalando a un lugar secreto para enseñarte algún truco de magia o adivinación, o darte un poema que escribió en una hoja de libreta.

Siempre le das demasiadas vueltas al asunto de escoger las primeras palabras con las que te vas a dirigir a una mujer, ya seas de los hombres que no saben que decir, o de los que llevan en la mente una prefabricada frase de entrada. No te ocupes demasiado en aprender y memorizar las famosas frases prefabricadas de algunos MDLS, la experiencia ya ha demostrado que hacer eso solo te deja con muy pocos recursos y falta de originalidad, la chica ve lo artificial y elaborado de ello.

La última vez que la vi bajar decidí que cuando regresara yo le hablaría. Me levante para posicionarme más cerca de su trayectoria. Pero cuando llega el momento es cuando te hielas por un instante y piensas si huir sería la reacción más adecuada. Date cuenta que en este caso el miedo no es por una cuestión de vida o muerte. Sabía que ese sentimiento de aprensión estaba ahí, pero lo ignore, fije mi atención y pase a la acción. Al hacer esto sientes como si los ojos se te pusieran en blanco y te conviertes en otra persona.
  • Entonces... así es como cuidas la figura – le dije a la oficinista; mirándola un poco por encima de mi hombro derecho pero con la cabeza y la mirada ligeramente hacia arriba, pues en lo que dije eso ella logro subir casi escalón y medio antes de detenerse al escucharme (además así no puedes parecer irrespetuoso) mientras apoyaba el peso de mi cuerpo sobre mi pie izquierdo como si fuera a marcharme en cualquier momento.

Las personas que ya se conocen entre sí y ya son amigos son las que se comunican a base de afirmaciones pues ya es un leguaje de intimidad y confianza.

Ella volteo al instante hacia su izquierda, a la par que en su cara las cejas se le levantaban arqueadas hacia arriba y abría la boca durante una breve porción de segundo demostrando verdadera sorpresa (esas micro expresiones de las que habla el doctor Cal Lightman en Lie To Me). Puso su mente a trabajar por un instante para comprender que es lo que estaba pasando y responder.

Yo mismo me pregunto ¿Qué podría responder yo en una situación así? Mucha gente puede responder evasivamente o con un monosílabo. Muy pocas personas responderán con una mezcla de alegría y entusiasmo: - jajaj así es, o... jajaj ¿Qué te parece? - por ejemplo.

  • Ella: si ya me canse de subir y bajar estas escaleras, hoy se nos junto el trabajo, es el día más pesado de la semana y mi jefe está de malas porque le urge este papeleo.

Eso es responder con honestidad, casi nadie responde así. Ya sentía que adoraba a esa mujer. La miré con verdadero interés.
  • Y a ti ¿Cómo te va? – me preguntó.
  • Estoy bien – respondí, dicho de una forma que mi tono de voz y lenguaje corporal demuestran no resistencia y aceptación del momento. No tenía porque responder con genial entusiasmo, ni que estuviera mal de la cabeza. Ella se estaba dirigiendo hacia mí con buen trato, al final creo que eso lo que más me importa al interactuar con las personas.

Ya que te encuentras en este punto, para seguir con la conversación puedes optar por hacer preguntas, pero evita hacer preguntas inteligentes o preguntas extrañas, sé que me vas a decir que tu eres una persona interesante, profunda e inteligente y que te gustaría conocer una chica que igual lo sea, pero te tengo una noticia: no eres tan importante, yo tampoco lo soy y, dudo que esa chica busque de entrada ideas geniales, porque nadie en este mundo las tiene. Lo importante es que no parezca in interrogatorio. Las preguntas y comentarios sentimentales o adornados hermosamente también son mala idea. Ya después tal vez tengas oportunidad de conocerla más profundamente.

Yo mejor seguí con afirmaciones:
  • Ya me duele el cuello de tanto verte subir y bajar por las escaleras. Te voy a tener que traer la factura de mi masajista.
Ella sonrió.
  • Un buen masaje te lo puede dar gratis tu novia.
  • Siempre les pido a mis novias que me den masajes, pero ésta tortícolis ya es muy grave, necesito de un profesional.
Otra vez sonrió.
  • Eso te pasa por espiarme mientras hago ejercicio.
Me dio risa. Realmente sería gracioso verla corriendo por unas escaleras.
  • Y el estar hablando contigo haya arriba está empeorando las cosas – mientras ponía la palma de mi mano en la parte trasera de mi cuello.
Ella sonrió y bajo los escalones y se acerco un poco más a mí.
  • Me llamo Giovanni.
  • Yo me llamo Kxxxxxx.
  • Mucho gusto Kxxxxxx.

Sus dedos eran largos y finos con las uñas no muy largas, la textura de su piel era muy suave. Pero estaba claro que era una mujer trabajadora.

Mi amigo apareció por atrás con sus papeles firmados y se paro junto a nosotros esperando que yo los presentara. A mí me dieron ganas de morderlo como hace un perro cuando otro se acerca a quitarle su hueso. Los presente, después de un poco de charla de relleno dije: - Nos están esperando por estos documentos, pero debe haber algo que podamos hacer para continuar esta conversación en otro momento - Ella saco una tarjeta y me la ofreció – Ese es el número de la oficina y mi extensión, pero llámame a este número - Y anoto con un bolígrafo su móvil al reverso de la tarjeta. - Cualquier cosa me hablas – dijo.

Nos retiramos dejándola que siguiera con sus actividades.

Esto solo es preparar el terreno para que dos personas se conozcan, como cualquier habilidad que uno quiera desarrollar, es bueno practicar distintas frases de entrada, puedes incluso hacerlo solo o con un amigo, lo más recomendable es hacerlo en un taller. Pero en el campo siempre va ser posible que te encuentres con mujeres que pueden parecer engreídas. No desperdicies energía sintiéndote mal por el resultado o tratando de darles una lección humildad, enfócalas como si se trataras de chicas con las que puede ser divertido obtener experiencia.

Como vez he tratado de describir los factores detrás de todo comportamiento y principio de acción que en la práctica pasan desapercibidos. Todo con el fin de tener una mejor comprensión de los entresijos de las relaciones entre hombres y mujeres. Y al sumarles tu creatividad, personalidad e imaginación puedas, por qué no, crear tu propio estilo de acercarte a las personas y atraerlas, en cualquier situación, sin necesidad de memorizar las frases de otros. En mi opinión eso es lo que todo buen maestro o coach debe lograr: brindar herramientas para que el@ alumn@ se desarrolle consigo mism@, no crear dependencia.

Todo es un continuo desafío y el compromiso con el desarrollo es contig@ mism@, no con el número de mujeres que puedas tener en tu vida. Por eso más que saber qué hacer, es más importante aprender como pensar en el momento indicado.

Evoluciona o muere!
---------------------------------

Si te gusta lo que ves en Evoluciona o Muere! Agrégate a mi nuevo facebook de The Other y da “Me Gusta” para estar en contacto y te mantengas informado de las actualizaciones, ya que blogger no es mucho de fiar, aun así también hazte seguidor del blog en la columna derecha. Y si alguien desea agregarme como amigo en mi cuenta de facebook estándar siéntase libre de hacerlo.

3 comentarios:

Geminis dijo...

me ha sido muy productiva, me ha hecho pensar bastante tu relato, muchas veces tambien se me ha hecho dificil entrarle por primera vez a una chica, trato siempre de buscar el momento justo y la frase indicada, aunque muchas veces no se me da y termino haciendo nada, como hay veces que me armo de valor y salen las cosas muy bien y en muy pocos casos me siento como un estupido porque no siempre digo lo indicado... como dicen todo sea malo o bueno son experiencias... gracias me ha sido de provecho... saludos.

The Other dijo...

Geminis.

Gracias por compartir tu opinion y tu experiencia, saludos!!!

Rochi Gonzalez dijo...

Esta muy bueno el post :) si puedo dejar mi opinion como mujer puedo decir que nos gusta una charla relajada y graciosa donde nos sintamos tranquilas no incomodas con la presencia del chico aunque no nos guste por que por respeto nos vamos a quedar charlando con el. Que podamos hablar de un tema en comun :)